¿Alguna vez se ha asomado a las misteriosas profundidades azules de un cenote en la selva y sumergirse en sus cristalinas aguas para escaparse del calor del mediodía? Si no lo ha hecho, entonces ¿Por qué no salir a explorarlos en sus próximas vacaciones? El paisaje calizo de la península de Yucatán está salpicado de cuevas y pozos naturales en la selva llamados cenotes, los cuales son entradas a un mundo oculto, un laberinto de ríos subterráneos. Los antiguos Mayas los veneraban como lugares sagrados y aún conservan un aire de misterio.
Acompáñenos a un viaje por algunas de las cuevas y cenotes más hermosos de la Riviera Maya.

Para empezar ¿Qué es un cenote?

La península de Yucatán es una vasta plataforma caliza que carece de ríos en la superficie. El agua de lluvia se escurre a través de fisuras y fallas en las rocas y se acumula en acuíferos y ríos subterráneos, los cuales son la única fuente de agua dulce en la zona.
La palabra “cenote” proviene del vocablo Maya d’zonot o ts’ono’ot, el cual significa “cueva inundada,” “abismo” o “profundidad.” Estos cenotes o pozos naturales son formados cuando el agua de lluvia reacciona con la caliza porosa para formar ácido carbónico, el cual disuelve, erosiona y debilita la roca. A lo largo de millones de años, las fisuras se amplían y se forman túneles y cuevas. La erosión se duplica, por el agua de lluvia de la superficie y los ríos subterráneos fluyendo a través de la roca. Eventualmente, la roca se vuelve tan inestable que enormes losas se desprenden y el techo de las cuevas se colapsa, llevando a la formación de los cenotes.
Los cenotes pueden llegar a ser profundos lagos o lagunas someras y pueden, de repente, aparecer como consecuencia del colapso de una roca en una cueva. Existen diferentes tipos de cenotes: los abiertos son aquellos en los cuales el techo de las antiguas cavernas se han colapsado completamente. Los cenotes parcialmente abiertos son los que conservan una sección del techo de la caverna y todavía existen los que sólo cuentan con una pequeña apertura en el techo por la cual la luz del sol y las raíces de los árboles de la selva se filtran.

Cenotes sagrados, entradas a la morada de los antiguos dioses

Se desconoce el número de estos enigmáticos pozos diseminados por la península, sólo en el estado de Yucatán existen entre 7,000 y 8,000 cenotes, muchos de los cuales están asociados con leyendas locales. Los mayas creían que los cenotes eran lugares sagrados – eran la morada del dios de la lluvia, Chaac, y la entrada a Xibalba, el Inframundo. Aun hoy en día, algunas comunidades creen que los aluxes o espíritus merodean las cuevas y cenotes y otros cuentan de míticas creaturas como grandes serpientes o los cocodrilos dorados.
Visitar los cenotes es una experiencia inolvidable. Sus frescas y cristalinas aguas son fascinantes y toda una sorpresa después del calor sofocante del mediodía y mientras nada o practica el esnórquel, eche una mirada hacia las profundidades y maravíllese de la madre naturaleza. Usted encontrará pilares y columnas esculpidas que parecen torres y fachadas de una ciudad sumergida y en la distancia, las oscuras entradas de las cuevas y túneles que conducen a lo desconocido.
Usted también podrá observar algunas de las criaturas de la selva que habitan alrededor de los cenotes. Golondrinas y mariposas se acercan al agua; coloridos pájaros reloj construyen sus nidos en la roca caliza y los coatíes, sereques, monos araña e, inclusive, venados pueden hacer acto de presencia.
Aquí se presenta una guía de algunos de los cenotes más bellos de la Riviera Maya.

Ruta de los Cenotes, área de Puerto Morelos

Siga la Ruta de los Cenotes, la carretera hacia el oeste desde Puerto Morelos que conduce a través de la selva en dirección al poblado de Leona Vicario.
Algunos letreros de madera al lado del camino le indican desviaciones por senderos de la selva que conducen a los cenotes abiertos al público como el de Las Mojarras, donde puede deslizarse en una tirolesa, tirarse un clavado desde una torre o, simplemente, disfrutar el paisaje.
Las siete aperturas que le dan el nombre al Cenote de las Siete Bocas brillan apaciblemente mientras el sol penetra las profundidades color turquesa. Las extrañas formaciones de roca de este cenote están increíbles.
La próxima parada a lo largo de la Ruta de los Cenotes es la laguna de Boca de Puma. Localizada en una reserva privada, este cenote ofrece una variedad de aventuras que van desde el esnórquel y la tirolesa hasta la escalada de roca, el rapel por un acantilado y el ciclismo. También existe un campo chiclero donde usted podrá aprender cómo es cosechada la savia del chicozapote en la zona y que es usada para la elaboración de la goma de mascar.
Un sinuoso sendero lo lleva a Verde Lucero, un cenote abierto en un claro de la selva donde otra tirolesa rústica ofrece horas de diversión y aventura.

Xenotes Oasis Maya

El tour de Xenotes Oasis Maya le da la oportunidad de explorar cuatro cenotes diferentes en un solo día, en donde podrá realizar esnórquel, la tirolesa y el kayak. Los cuatro cenotes tienen nombres en Maya en honor a los cuatro elementos: K’áak o Fuego, Há o Agua, Lik’ o Viento y Lu’um o Tierra. Todos poseen aguas cristalinas y extrañas formaciones rocosas, y cada uno de ellos tiene su propio encanto.
Expertos guías le mostrarán especímenes de flora y fauna nativa mientas lo conducen a través de senderos en la selva, explicándoles de cómo se forman los cenotes y su importancia como sitios sagrados para los antiguos Mayas. También le platicará sobre la mitología Maya, incluyendo la leyenda de los Aluxes, los espíritus guardianes del bosque y la milpa o cultivos de maíz.
Xenotes Oasis Maya es para un pequeño grupo de visitantes e incluye el uso de equipo de esnórquel y chaleco salvavidas, almuerzo y transporte.

Río Secreto

Localizado al sur de Playa del Carmen, Río Secreto es un increíble sistema de cavernas con tranquilas lagunas cristalinas que reflejan las columnas, estalactitas y estalagmitas. Se ofrecen excursiones guiadas.

Cenotes en el área de Puerto Aventuras

Un grupo de cenotes se localiza en la selva al oeste de la Carretera 307, entre Puerto Aventuras y Akumal. A 1.5 km al sur de Puerto Aventuras está el eco-parque Kantun Chi, con dos cavernas y cuatro cenotes (Kantun Chi, Sas Ka Leen Ha, Uchil Ha y Zacil Ha).
En un claro de la selva se ubica el Cenote Azul, otro enorme cenote con varias entradas para el esnórquel. ¡El agua es tan seductora que no podrá resistir la tentación de correr y aventarse un clavado!
Bautizado por los buzos, el cenote Taj Mahal es uno de los más espectaculares del área, en donde rayos de luz del sol, que asemejan un espectáculo de luz láser, iluminan interminables vistas que se extienden en la distancia. Con un nombre aún más poético está el Jardín del Edén, un gran cenote rico en vida marina y bordeado de exuberante vegetación que lo hace ideal para tener un picnic por la tarde.
Chi kin Ha es otro cenote somero muy popular en el área.

Nohoch Nah Chich

Este increíble cenote es la entrada a uno de los sistemas de ríos subterráneos más extensos del mundo.
El paseo Jungla Maya, ofrecido por Alltournative, le da la oportunidad de participar en ocho actividades diferentes en un día: natación y esnórquel en los cenotes Nohoch Nah Chiich y Yaxmuul, rapel, tirolesa, paseo en un Unimog 4×4, ciclismo y caminata a lo largo de senderos por la selva y observar a un sacerdote Maya realizar un ceremonia para venerar a los antiguos dioses y a la propia naturaleza.

Xotik-Ha

Frente a la salida a Xpu-Ha, en este parque en la selva se encuentra el Cenote Minotauro, un cenote semi abierto con áreas para nadar y practicar el esnórquel. También hay un puente de cuerdas y la diversión de la tirolesa.

Aktún Chen

El sistema de cuevas de Aktún Chen se localiza en la selva al sur de Akumal. Existe iluminación en una de las tres galerías para mostrar las aguas color turquesa del cenote y la delicada belleza de las estalactitas, estalagmitas y escurrimientos en las rocas esculpidas por el agua y la calcita a lo largo de millones de años.
El parque de Aktún Chen también cuenta con un circuito de tirolesa, un sendero de la naturaleza y cenotes abiertos para nadar.

Tulum area

El área de Tulum es famosa por tener los ríos subterráneos más largos del mundo descubiertos a la fecha y aun siguen siendo explorados. Buzos y arqueólogos han realizado interesantes descubrimientos de cerámica Maya, fósiles de especies prehistóricas y huesos de los primeros humanos que se asentaron en la península de Yucatán hace 13,000 años.
Para nadar son lugares populares los cenotes Zacil-Ha, Gran Cenote, Cenote Cristal, Cenote Aktun Ha o Carwash, así como el parque Cenote Dos Ojos.
En el parque Cenote Dos Ojos se encuentran dos de los ríos subterráneos más largos en el mundo y algunos de los cenotes más bonitos de la Riviera Maya. Acompañado de un guía, usted podrá realizar esnórquel en algunos de los cenotes, deslizarse en una tirolesa y disfrutar de un día en la selva. En el parque también se encuentra un Museo de Prehistoria con una exhibición de algunos de los artefactos y huesos descubiertos por los arqueólogos y espeleobuzos durante sus exploraciones en los cenotes de la zona.

La Ruta de los Cenotes en Yucatán

No se detenga en la Riviera Maya. Continúe la ruta de los cenotes en Yucatán. Existen varios cenotes agrupados alrededor de la ciudad colonial de Valladolid, como el Zací, Dzitnup, Samulá, Suytún y Hubikú. El cenote Ik.Kil está cerca de Chichén Itzá y hay más cenotes en la zona de Cuzamá y Tecoh.
Para visitar grutas vaya a Balancanche cerca de Chichen Itzá y Loltún en la Ruta Puuc en el sur de Yucatán. Ambas contienen ofrendas a los dioses, evidencias de antiguos rituales realizados por sacerdotes mayas.
En el sur de Quintana Roo se encuentra el Cenote Azul, en la orilla de la Laguna de Bacalar, y es uno de los más profundos encontrados a la fecha.

Planee la visita a un cenote

Para más recomendaciones pregunte a su Concierge y empiece a planear su propia ruta de los cenotes.
Muchos parques de cenotes cuentan con chalecos salvavidas para que los usen mientras nadan y nunca debe salirse de las áreas permitidas para el esnórquel o el nado. Nunca nade solo o entre a túneles. Siempre siga las instrucciones que le de el personal del parque.
Si usted es un buzo experimentado, se ofrecen cursos de buceo en cavernas, por si le gustaría explorar las cuevas inundadas, cenotes y ríos subterráneos de la Riviera Maya acompañado de guías expertos.